10 razones para cubrir una piscina

Piscinas y más

Cómo mantener tu piscina limpia y cuidada. Información de filtros y cubiertas para piscinas

Tu piscina está llena de agua, el agua da tranquilidad y calma, es capaz de crear un ambiente perfecto para el relax. Lo más cercano al paraíso que puedes tener en tu propia casa. Seguro que has trabajado duro y de forma diligente para mantener la piscina y su agua limpia. En los resultados positivos quedan reflejados todos tus esfuerzos.

Si durante la noche, se levanta aire, a la mañana siguiente tu piscina será un estanque irreconocible lleno de hojas, ramas y restos de cosas que el viento de la noche anterior ha transportado allí. Lo que significa más trabajo para ti.

10 razones para cubrir una piscina

Nunca es demasiado tarde para cubrir tu piscina. Ten en cuenta estas 10 razones por las que sería beneficioso para ti, comprar una cubierta para piscina.

  • Demora o detiene la evaporación del agua, es decir, reduce el gasto de agua. ¿Recuerdas lo que aprendiste acerca de la evaporación en las clases de ciencias de la escuela primaria? Es el proceso en el que un líquido cambia su estado a vapor y eso es precisamente, lo que pasa con el agua de tu piscina cada día, en el caso de no estar cubierta.
  • Reduce el uso de productos químicos. Los ojos llorosos y enrojecidos y los estornudos, son un claro indicativo: los productos químicos para piscinas pueden causar reacciones que van desde la irritación, a las alergias y al asma. El uso de una cubierta, reduce el uso de productos químicos entre un 35 y un 60 por ciento.
  • Ayuda a retener el calor del agua de la piscina. Cuando cubres una piscina climatizada durante la noche, se reduce la pérdida de calor. Eso significa que el agua estará más caliente para cuando decidas bañarte en ella. En invierno, esta opción es realmente muy interesante. Para una piscina en la que su calentamiento está basado en el calor del sol, cubrirla por la noche puede hacer posible que el calor del agua que ha estado cogiendo durante el día, aguante hasta el día siguiente, en lugar de perderlo todo durante la noche cuando las temperaturas bajan. Para conseguir retener el calor del agua, no es necesario que compres la cubierta de piscina más cara, ya que hay una variedad de opciones más económicas. Entre las opciones más baratas encontramos las cubiertas de vinilo, que tienen la capacidad de mantener el agua caliente.
  • Mantiene la piscina limpia (sin hojas, ramas y otros desechos del jardín). Hay muchas cosas y objetos que pueden caer en tu piscina, como por ejemplo, los juguetes de tus mascotas, insectos muertos, ramas de arbustos y de árboles, etc. Con una piscina sin cubierta, te puedes pasar la tarde sacando objetos e insectos muertos del agua con una redecilla. Si le pones a tu piscina una cubierta, no tendrás tanto trabajo ni tendrás que dedicar tanto tiempo a cuidar tu piscina. En general, tendrás más tiempo para disfrutar de ella, como por ejemplo, nadando.
  • Menos mantenimiento. ¿Disfrutas pasando la aspiradora a la piscina? Incluso en el caso que te guste desempeñar esa tarea, ¿no sería más agradable pasar la aspiradora con menos frecuencia y durante un periodo de tiempo más corto? Las cubiertas para piscinas hacen que el mantenimiento de tu piscina sea mucho más fácil.
  • Ahorra Dinero. Ya sabes que hay ciertas cosas que son una buena inversión y ésta es una de esas cosas. Al comprar una cubierta para tu piscina, experimentarás un ahorro casi inmediato. La factura de la luz (la calefacción de la piscina) será menor, no tendrás que comprar tantos productos químicos para lograr una buena calidad del agua, no tendrás que gastar tanta agua, ya que no la tendrás que rellenar con tanta frecuencia (menos evaporación), etc.
  • Reduce los costes de energía. Te acabas de enterar de que las cubiertas de piscinas ayudan a ahorrar dinero en general. En lo que respecta a la energía, las cubiertas para piscinas pueden ayudarte a ahorrar energía si la piscina se calienta con gas, con electricidad o con energía solar. El ahorro energético = al ahorro de dinero. El resultado será una ganancia segura.
  • Más seguridad. Las cubiertas de piscinas que están hechas de malla de fibra de vidrio son cubiertas resistentes capaces de evitar que cualquier persona caiga al agua, siempre y cuando estén cerradas y correctamente instaladas. Algunas cubiertas de malla de fibra de vidrio pueden soportar un peso de 18 kilogramos por metro cuadrado. Por ese motivo, no es sorprendente que estas cubiertas sean pesadas y tengas que utilizar un sistema manual o automático para ponerlas y quitarlas. Otras cubiertas, como las lonas y las cubiertas solares, no proporcionan ninguna seguridad contra las caídas al agua. Por ese motivo, debes ser cuidadoso y precavido con cualquier persona que trate de venderte una lona o una cubierta solar como una medida de seguridad para tu piscina.
  • Conserva el agua. Una piscina cubierta conserva el agua al perder menos cantidad debido a la evaporación. Esto significa que no se debe llenar la piscina tan a menudo como cuando no tenías cubierta. Si vives en una zona seca o con sequía, utilizar menos agua en tu piscina es una opción inteligente.
  • Puede ser fácil de utilizar. Sobretodo si te puedes permitir una de esas cubiertas automáticas, tan sólo apretando un botón de la pared o de un mando, se abrirá y se cerrará la piscina. Incluso si no quieres o no puedes invertir ese dinero en una cubierta de piscina, hay otras opciones manuales que son más económicas y fáciles de poner y quitar.

Comprar cubierta para piscina barata

Si ya te has dado cuenta de la importacia de tener tu piscina cubierta. Aquí te facilitamos una lista con diferentes de modelos de cubiertas, protectores y cobertores para mantener tu piscina libre de suciedad al mejor precio: Cubiertas para piscina.